Buscar

Presidente

“Los empleados bancarios han estado al pie del cañón en las oficinas desde el primer momento de la pandemia”

EY11

.

El presidente de la Asociación Española de Banca (AEB), José María Roldán, puso en valor la rápida reacción de las autoridades y del sector bancario para paliar los efectos de la crisis del coronavirus sobre las familias y las empresas durante su intervención en el seminario por internet organizado por EY el pasado 29 de mayo.

“La banca ya ha dado créditos con aval del ICO a 300.000 empresas, el 95% pymes, y la mitad de ellas micropymes, y ha concedido aplazamientos en el pago de hipotecas y préstamos personales a más de 200.000 clientes” en total entre la moratoria pública y la acordada voluntariamente por el sector privado, detalló.

Desde el primer momento de la pandemia -subrayó- los bancos han sido capaces de estar plenamente operativos sin que en ningún momento se hayan registrado problemas en el suministro de servicios y productos bancarios, gracias a la apuesta por la digitalización que emprendieron hace años.

“El sector bancario no ha dado ni un solo problema desde el punto de vista de la resiliencia operativa, sino todo lo contrario, ha sido un elemento de fortaleza en unas circunstancias muy difíciles”, sostuvo el presidente de la AEB, que también dedicó un agradecimiento especial a los empleados bancarios por la atención prestada en las oficinas en la etapa más dura del confinamiento.

“Duele un poco cuando todo el mundo agradece a sanitarios, transportistas y reponedores de supermercado su labor” como personal esencial para la sociedad “pero nadie agradece a los empleados bancarios que hayan permanecido al pie del cañón en las oficinas ayudando a los clientes en los peores momentos de la crisis”.

A raíz del difícil escenario provocado por el virus, los clientes se sienten cada vez más cómodos con el uso de la banca digital y más incómodos con el uso del efectivo. “De esta experiencia extrema -resaltó- vamos a extraer lecciones todos y nosotros como proveedores de productos financieros”.

En este sentido, abogó por que la pandemia sirva para revisar la compleja regulación actual y contar con normas más sencillas y efectivas que faciliten la tarea del sector bancario de financiar a familias y empresas en todo momento y contribuir al progreso económico y social: “Revisemos algo que es innecesariamente complejo y veamos qué ha funcionado y qué no”.

José María Roldán también recalcó la necesidad de que supervisores y reguladores garanticen un terreno de juego justo en el que todos los proveedores de productos y servicios bancarios estén sometidos a las mismas normas. “Cuando llegan los momentos duros, los únicos que están aquí para responder a las necesidades de la economía son los bancos, ¿dónde están las big tech o los shadow banks para la economía real?”, se preguntó.

José María Roldán, presidente de la Asociación Española de Banca

Intervención completa